Turismo de carretera: 5 consejos para un viaje feliz

viaje carretera

El verano está a la vuelta de la esquina, y ya sabes lo que eso significa; ¡ya no queda nada para las tan esperadas vacaciones de verano! Si estás valorando seriamente la posibilidad de disfrutar de un viaje en carretera para disfrutar de esas tan esperadas vacaciones, ya sabes que debes tomar una serie de precauciones para garantizar que el viaje saldrá a pedir de boca y que no tendrás que enfrentarte a ningún contratiempo.

El coche es una de las opciones por las que más apostamos en nuestras vacaciones y nosotros lo sabemos, por ello hemos querido preparar un post en el que te vamos a dar los consejos clave para que disfrutes de un viaje seguro y feliz.

Revisión ITV

Si vas a viajar por carretera estas vacaciones, es fundamental que tu coche haya superado la revisión ITV, ya que esta será la manera de garantizar que tu vehículo estará en buen estado y se encontrará en perfectas condiciones para poder afrontar un largo viaje por carretera, en el que las temperaturas serán con casi total seguridad bastante elevadas.

Neumáticos

Otro punto importante antes de comenzar tu viaje, es revisar el estado de los neumáticos. Ten en cuenta que los neumáticos son el elemento que pone en contacto el vehículo con la carretera, por lo que de ellos depende enormemente nuestra seguridad, y también que podamos disfrutar de una conducción cómoda y confortable.

Asegúrate de que estén perfectamente hinchados, comprobando la presión marcada por el fabricante, así como que no estén desgastados.

Luces

Asegúrate de que el sistema de iluminación de tu vehículo funciona a la perfección, y comprueba que no haya ninguna luz fundida. Ten en cuenta que si conduces de noche, las luces se convertirán en tu mejor aliado, tanto para ofrecerte la visibilidad que necesitas, como para que el resto de vehículos de la carretera puedan verte con facilidad.

No te centres únicamente en las luces delanteras, puesto que igual de importantes son las luces de posición, las luces de los intermitentes, luz de frenado, marcha atrás, etc. Todo cuenta.

Aceite, líquido refrigerante, pastillas de freno

Comprueba antes de iniciar el viaje que tenga la cantidad de aceite necesaria. Para ello puedes acudir a tu taller más cercano o hacerlo tú mismo. Para ello simplemente tendrás que utilizar la varilla para la medición de aceite de tu coche.

Haz lo mismo con el líquido refrigerante, y también con las pastillas de freno. El líquido refrigerante se encargará de mantener el motor a una buena temperatura, mientras que las pastillas de freno serán indispensables para una buena frenada y, por tanto, para aumentar tu seguridad al volante.

Limpiaparabrisas

Un elemento que es importantísimo y que acostumbra a caer en el olvido es el limpiaparabrisas. Será el encargado de mantener el cristal limpio y garantizar una correcta visión, por ello es importante asegurarte no sólo de que las gomas estén en buen estado, sino también de tener agua para poder accionarlos correctamente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *